1. Doble infamia

20 de marzo de 2005; Domingo de Ramos

 

Ahora ha sido en Guadalajara por partida doble y también de noche. Aquí ha sido el teniente alcalde, Jorge Badel, comunista, quien ha ordenado retirar las estatuas de Franco y José Antonio. Esta, para mayor escarnio, situada en el Parque de la Concordia. Ya sólo quedan las estatuas de Franco en Santander, Melilla y en la Academia General Militar de Zaragoza. Después le tocará el turno al Valle de los Caídos. La transición, el consenso, la reconciliación entre todos los españoles presidida por la Corona; todo ha sido mentira. Los asistentes al banquete-homenaje a Carrillo aún estarán aplaudiendo. Y, según parece, lo podrán seguir haciendo. Insistimos en nuestro anterior mensaje: entre la acción de unos y la omisión de otros, no cabe mayor vergüenza humana que la de ser todavía español.

Jaime Suárez